Pena de muerte

En mi afán de delirios que persisten
soy víctima de minutos que se deslizan
torpes avanzan sobre sutilezas que se olvidan
y su mirada fusila tristezas sobre mi rostro.

Pienso de noche en alquilar sueños que arden
en llamas que urgen promesas y vengan rencores
que sangran momentos hasta ayer presentes
y su mirada fusila tristezas sobre mi rostro.

Todo dura un segundo entre sus ojos y los míos
yo los recuerdo como la noche en que los padecí
entre ganas de besarla y decírselo y no poder
porque su mirada fusiló tristezas sobre mi rostro.

Daniel Basadre

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s